lunes, 16 de junio de 2008

No-Motivación deportiva

Hace algún tiempo escribí sobre lo malo que soy haciendo deporte (podéis consultarlo aquí). Recientemente he descubierto que si hay algo peor que ser malo es que no esperen nada de ti (en el plano deportivo).

Llevo ya un tiempo jugando y perdiendo a squash. Pero no hace mucho conseguí empatar un partido (se que no se pueden empatar pero se acabo el tiempo e íbamos empate) a mi cuñado. Al llegar a casa le digo a la Señora Presidenta: he empatado. Ante esta afirmación por mi parte ella responde:-¿Que le ha pasado a mi hermano?. Si señor, eso es confianza. Pero bueno- me consolé- puede que se le haya escapado sin querer.

Bien, pues recientemente he conseguido empatar otro y cuando, la mujer que se supone que me quiere, la mujer con la que comparto mi vida, se entera dice:- ¡Que cansado tiene que estar mi hermano!. Pero....estamos de guasa, y yo que, que le pasa a mi auto-estima. Es que no puedo mejorar, que cada vez que pierdo en vez de recibir consuelo, me dice : JOOOOOO, SIEMPRE PIERDES.

El caso es que con estas motivaciones he decidido que me dejaré ganar siempre y así ella estará contenta de que su hermano este en plena forma y su querido cumpla con las expectativas que se han depositado en él.
Publicar un comentario
Related Posts with Thumbnails